La capital uruguaya, avanzando inexorablemente hacia el festejo del Centenario de la Jura de la Primera Constitución de la República, lograba desde ese momento la posibilidad de brindar a su pueblo la fiesta de mayor fuerza masiva: el mundial de fútbol en la tierra de los campeones. Así comienza a nacer el Estadio Centenario.

En 1929, sin tiempo que perder, todas las consideraciones volvieron sobre el tapete. El estadio tenía que nacer. Y el Estadio Centenario nace con la creación de la Comisión Administradora del Field Oficial (CAFO). Faltaba un año para la primera Copa del Mundo y en esas personalidades, se apoyaba nada menos que la construcción del principal escenario, del campeonato.

La inauguración fue el 18 de julio de 1930, coincidente con la fiesta patria, quizás no hubiese merecido ningún otro monumento de nuestro Uruguay el nombre tan exacto que le quedó para siempre: Estadio Centenario. Desde el día 3 estaba "pronto", aunque con las tribunas América y Colombes apuntaladas y algunas dependencias sin terminar. Hecho el sorteo de las series, se hizo una recorrida por las canchas. Al llegar al Estadio Centenario, se presentó como "obra terminada", teniendo en cuenta que faltaba una semana para el primer partido en él. Se trabajaba a tres turnos y el último de ellos con reflectores. El cemento estaba aún fresco el mismo 18 de julio.

La final de la Copa Mundial enfrentó a la Selecciones de Uruguay y Argentina, con la victoria de Uruguay por 4 tantos a 2. Desde ese entonces, “El Centenario de Montevideo” (como se le conoce popularmente), fue sede de varios torneos internacionales a nivel de selecciones de mayores, destacándose los Sudamericanos de 1942, 1956, 1967, el Mundialito de 1980, y finalmente la Copa América de 1995, siendo todos ellos ganados por Uruguay.

Monumento del fútbol mundial
El 18 de julio de 1983 es declarado por la FIFA "Monumento Histórico del Fútbol Mundial", siendo la única construcción de ésta índole que ostenta ese título en el mundo.

En la actualidad, la Selección Uruguaya de fútbol juega en este estadio sus partidos de local, al igual que cualquier equipo uruguayo que solicite disputar sus partidos en este escenario.
El Estadio Centenario, inaugurado con motivo del Campeonato Mundial de Fútbol de 1930, fue concebido de acuerdo a las últimas técnicas de la época y ejecutado en tiempo record. Los planos para la licitación se prepararon entre setiembre y diciembre 1929, y las obras en las que trabajaron tres turnos diarios de 500 operarios, utilizando 14.000 m3 de hormigón y moviendo 160.000 m3 de tierra. Las obras se realizaron entre enero y julio de 1930.

La planta de este estadio diseñado específicamente para partidos de futbol, con capacidad para 80.000 personas, surge de minuciosos estudios comparativos. Cuenta con 4 tribunas independientes, desde la que se logra una muy buena visibilidad, divididas por amplias escaleras de distribución que favorecen la circulación y rápida evacuación del público.

La torre de los Homenajes de gran expresividad, caracterizada por sus nervaduras verticales y macizos balcones, se constituye simultáneamente en jalón urbano que marca el acceso y remate plástico de la obra. Las dos potentes alas que remiten a las dos victorias clásicas; articulan la vertical de la torre con la horizontal de las tribunas.

JUAN ANTONIO SCASSO
Nacido en 1892, perteneció y fue pieza clave de aquella generación que impulsó la renovación de la arquitectura nacional, destacándose su actividad como arquitecto, urbanista, docente y periodista de temas relacionados con la disciplina.

Su marcado interés por el deporte, y su convicción del papel fundamental que éste tenía en el desarrollo del ser humano, forjados durante los años que integró el Consejo Nacional de Educación Física y a partir de su experiencia europea, lo llevaron a vincularse con numerosas instituciones sociales y deportivas. Con éstas colaboró en varias oportunidades realizando asesoramientos y/o proyectos muchas veces en forma honoraria, e integrando inclusive en algunas de ellas órganos de dirección.

En 1929 se presenta con Domato (quien era aún estudiante de arquitectura) a los concursos para los estadios de Nacional y Peñarol, obteniendo el primer y segundo premio respectivamente. Si bien ninguno de los dos proyectos se realizaron, su experiencia en el diseño de canchas para estos y otros clubes, fue determinante en su nombramiento como proyectista y director de las obras del Estadio Centenario.
Tomado de : Gatti, Paula; Alberti, Mariana. "Juan Antonio Scasso". Instituto de Historia de la Arquitectura. Facultad de Arquitectura. Universidad de la República. Montevideo, 2010 ISBN 978-9974-0-0634-8
Estadio Centenario
Montevideo, Uruguay 11400
Teléfono: 2487 2059, 2480 1262, 2487 2903
Fax: 2486 4593
http://estadiocentenario.com.uy
MUSEO DEL FUTBOL: 2480 1259
ENVIAR
© 2014 ESTADIO CENTENARIO CAFO - COMISIÓN ADMINISTRADORA DEL FIELD OFICIAL